lunes, 1 de febrero de 2016

Pincho de alcachofas con huevo de codorniz

Dietas aparte, la alcachofa tiene reconocidos beneficios para la salud y gastronómicamente es un manjar. Con un sabor intenso que no deja indiferente a nadie, resulta imprescindibles para algunos arroces y combina de maravilla con platos tan dispares como el conejo asado, las fabes con almejas o el rabo de toro.

Durante la temporada, en casa las comemos una o dos veces por semana. También son ideales para preparar tapas o aperitivos, como esta receta, en la que las acompañamos con un huevo de codorniz escalfado y crujiente de jamón.
Pincho terminado listo para comer

Ingredientes

Para 6 tapas
- 3 alcachofas
- 6 huevos de codorniz
- 1 loncha de jamón muy fina
Ingredientes: alcachofas, huevos de codorniz y jamón

Elaboración

Tenemos que preparar los tres ingredientes por separado y al final montar la tapa. Las podemos preparar con antelación y servirlas del tiempo, o calentarlas ligeramente en el horno (sin el huevo) antes de servirlas.

El crujiente de jamón es lo más fácil. En un plato ponemos un papel de cocina "de rollo", extendemos encima la loncha de jamón y la tapamos con otro papel de cocina. Al microondas 3 minutos a 800W y listo. Si no lo vemos claro, podemos picar el jamón muy fino y darle una vuelta en la sartén.

Los huevos escalfados tienen algo más de trabajo. Ponemos a hervir una olla con agua, una cucharada de vinagre y un poco de sal. Mientras "cascamos" los huevos todos juntos en un bol.
En este punto viene muy bien la ayudita de un pinche ;). Cuando el agua hierva, la retiramos del fuego, y hacemos girar el agua con una cuchara mientras vamos echando los huevos uno a uno para escalfarlos. La idea es que quede una capa fina de clara cuajada alrededor de la yema sin cuajar. Los sacamos del agua y los reservamos. Si nos resulta más fácil, podemos freír los huevos.
Escalfando los huevos de codorniz

Y ahora vamos a cortar las alcachofas en laminas 
Cortando las alcachofas en láminas

Y las hacemos a la plancha, con sal y una pizca de aceite. La alcachofa es dura, así que las tendremos que poner a fuego medio-bajo, darles la vuelta varias veces y tener un poco de paciencia. Podemos acelerar el proceso cociéndolas 10 minutos (antes de laminarlas), pero perderán intensidad.
Haciendo las alcachofas a la plancha

Ya solo nos queda montar el pincho. Colocamos el huevo escalfado encima de 3-4 láminas de alcachofa y espolvoreamos con crujiente de jamón roto entre las manos.

De lujo. ¡A disfrutar¡

Puede que también te guste

todas las semanas una nueva receta


No hay comentarios:

Publicar un comentario